El blanco nunca pasa de moda: de hecho, parece estar más de moda que nunca. En las tendencias de decoración, el color blanco aparece en muchos elementos, sobre todo en las paredes, donde es muy apreciado por su luminosidad y versatilidad. Pero ¿alguna vez has pensado en poner un suelo blanco? 

Reforma tu hogar: renovamos el suelo de tu vivienda.

suelos-blancos

Las ventajas del suelo blanco

El color blanco tiene muchísimas ventajas en decoración: da sensación de orden y limpieza, aporta luminosidad y hace que los espacios parezcan mucho más grandes. Además, se puede combinar con cualquier otro color, lo que nos facilita el trabajo de decoración posterior y nos permite elegir la paleta de colores que más nos guste.

Si el blanco es tu color, no te pierdas este artículo sobre los dormitorios blancos y los baños en blanco y gris.

¿Cómo añadir el suelo blanco a nuestro hogar?

Si te gusta esta nueva tendencia, hay mil maneras de integrarla en tu hogar. ¡Toma buena nota de los siguientes consejos!

Linóleo blanco

El linóleo es el material ideal para los aficionados al estilo industrial. Cuando pensamos en este material, inmediatamente se nos viene el color gris a la cabeza, pero también podemos encontrarlo en blanco. Una opción similar, pero con acabado mate, es el microcemento, que también funciona de maravilla en el suelo.

Inspiración: decoración de estilo industrial

suelos-blancos

Baldosas blancas

Las baldosas blancas no son difíciles de conseguir y están disponibles en multitud de acabados distintos: más o menos rústicos, mates, satinados… Las baldosas de cerámica son también una opción estupenda, duradera y con un acabado sofisticado. 

Combínalo con paredes de color

El efecto de los suelos en tonos blancos con las paredes de color es una auténtica fantasía para los más atrevidos. Estamos acostumbrados a ver paredes de color con techos blancos; invertir los colores aportará a tu hogar un toque único y original.

Tendencias 2021: pinta las paredes en dos colores

suelos-blancos

El total white

Y ¿por qué no combinarlo con paredes blancas para conseguir aún más luminosidad? Los espacios monocromáticos son atrevidos e inolvidables. Suelo blanco y paredes blancas: la mejor forma de llevar esta tendencia al siguiente nivel.

Parqué blanco

Otra opción preciosa y elegante (y, según el modelo de parqué, con un toque rústico) es el parqué de color blanco. Se trata, además, de la opción ideal si quieres un cambio pero no es el mejor momento para hacer reformas. Igual que con las baldosas, ¡puedes pintarlo tú mismo!

Más inspiración: Decoración de estilo nórdico

suelos-blancos

Los suelos de mármol

Si te lo puedes permitir, con un suelo de mármol blanco conseguirás una estancia elegante y sofisticada, así como atemporal. Queda todavía mejor en superficies grandes con techos altos.

Blanco… pero con un toque de color

Si te gusta el blanco pero quieres huir del total white, con el suelo de terrazo conseguirás un resultado precioso. Hoy en día puedes encontrar este tipo de suelo en muchos tonos diferentes.

¿Sabías que el suelo de terrazo vuelve a ser tendencia? ¡Te lo contamos en este artículo!

suelos-blancos

Un toque retro

Otra opción es combinar baldosas cuadradas blancas con baldosines más pequeños en otro color, por ejemplo, en negro, para conseguir un resultado más vintage. También te puedes inspirar con nuestro post con ideas de suelo damero.

Zócalos blancos

No olvides añadir los zócalos blancos, sobre todo si apuestas por el estilo total white, para conseguir un acabado mejor.

¿Qué le dices al suelo blanco, sí o no? ¿Te atreves a apuntarte a esta nueva tendencia? Si es así, cuenta con nosotros para el asesoramiento e instalación de tu nuevo suelo.